Aspectos básicos de los anticonceptivos

Si estás considerando usar anticonceptivos tienes muchas opciones, como por ejemplo, la planificación familiar natural, los productos de venta libre, los anticonceptivos de venta con receta médica y la esterilización.

Para elegir el método anticonceptivo más adecuado para ti, piensa en tu estilo de vida, preferencias personales y estado de salud. Por ejemplo, ¿cómo te sientes acerca de lo siguiente?

  • ¿Planificar tener relaciones sexuales?
  • ¿Insertar un dispositivo anticonceptivo en tu cuerpo?
  • ¿Tomar una píldora a la misma hora todos los días?
  • ¿Llevar un registro de los días fértiles?
  • ¿Concluir de manera permanente con tu fertilidad?

También es importante que pienses sinceramente en ti, tu pareja y tu relación. Es posible que tus necesidades de anticoncepción cambien en función de la frecuencia de las relaciones sexuales o de si tienes una relación monógama.

Idealmente, deberás encontrar una solución adecuada para ti y para tu pareja.

Píldoras anticonceptivas o anillo vaginal

Las píldoras anticonceptivas, también llamadas anticonceptivos orales, son un tipo común de anticoncepción. Si estás considerando tomar píldoras anticonceptivas, tienes más opciones de las que crees.

Comenzarás por elegir píldoras anticonceptivas combinadas o minipíldoras. Si eliges las píldoras anticonceptivas combinadas, tendrás otra opción. Podrás usar envases convencionales, o dosis extendidas o continuas.

Con las píldoras anticonceptivas convencionales, tendrás un período menstrual todos los meses. Con las píldoras anticonceptivas de dosis extendidas o continuas, puedes tener un período menstrual solo unas pocas veces al año o puedes dejar de tenerlo por completo.

De manera similar a las píldoras anticonceptivas combinadas, el anillo vaginal evita el embarazo al liberar hormonas en el cuerpo. Las hormonas suprimen la ovulación para evitar que los ovarios liberen un óvulo.

Cada tipo de píldora anticonceptiva conlleva sus propios riesgos y beneficios. Lo mismo sucede con el anillo vaginal. Conoce los aspectos básicos y luego habla con tu médico, enfermero especializado u otro proveedor de atención médica para determinar si la mejor opción para cubrir tus necesidades es la píldora anticonceptiva o un anillo vaginal.

Anticoncepción reversible de acción prolongada

Si sabes que quieres quedarte embarazada algún día, pero no pronto, la anticoncepción reversible de acción prolongada puede ser una buena opción. Ofrece un control de la natalidad eficaz con pocas molestias en el día a día.

Las opciones de anticoncepción reversible de acción prolongada incluyen lo siguiente:

  • Un dispositivo intrauterino (Mirena, ParaGard, Skyla, otros)
  • Un implante anticonceptivo (Nexplanon)
  • Una inyección anticonceptiva (Depo-Provera)

Necesitas una receta de tu médico para este tipo de control de la natalidad. Además de su eficacia y facilidad de uso, la anticoncepción reversible de acción prolongada permite el retorno a la fertilidad una vez que se deja de usar el anticonceptivo. Con el dispositivo intrauterino y el implante anticonceptivo, el retorno a la fertilidad es rápido. Con la inyección anticonceptiva, el retorno a la fertilidad puede tardar un poco más.

El dispositivo intrauterino o implante anticonceptivo requiere una visita a tu médico para su extracción si decides que ya no deseas utilizar este tipo de anticonceptivo.

Otras opciones de anticonceptivos

Cuando analizas las opciones de anticonceptivos, ¿en qué piensas? Las píldoras anticonceptivas son una opción popular, pero no te detengas ahí. Hay muchas opciones y la elección depende de ti.

Si necesitas un método anticonceptivo ocasionalmente, los preservativos masculinos o femeninos de venta libre pueden ser las opciones de anticonceptivos adecuadas. Los preservativos también protegen contra las infecciones de transmisión sexual. La esponja anticonceptiva es otra opción disponible sin receta médica.

Mientras analizas tus opciones de anticonceptivos, considera todas las posibilidades. Conoce bien el funcionamiento de los diferentes tipos de anticonceptivos, como así también los riesgos y beneficios de opciones de anticonceptivos específicas.

Planificación familiar natural

La planificación familiar natural puede resultar una opción de anticonceptivo atractiva si no puedes usar otros anticonceptivos o si decides no usarlos.

La planificación familiar natural es un método anticonceptivo que te ayuda a predecir el momento de la ovulación y cuándo debes evitar tener relaciones sexuales sin protección si no quieres tener un hijo. Este método anticonceptivo puede implicar registrar tu temperatura a diario, llevar un seguimiento de los cambios en el moco cervical y prestar atención a otros indicadores de fertilidad claves.

Otro tipo de planificación familiar natural es la interrupción del coito, mediante la cual se retira el pene de la vagina antes de la eyaculación para intentar prevenir el embarazo.

La planificación familiar natural requiere motivación, diligencia y autocontrol. No es tan eficaz como otros tipos de anticonceptivos, pero es económica y no tiene efectos secundarios.

Esterilización

Si estás segura de no querer quedar embarazada en el futuro, puedes considerar la esterilización.

En el caso de los hombres, la vasectomía es la única opción de esterilización. Durante esta cirugía sencilla, se cortan y sellan los conductos que transportan el esperma al semen.

Las mujeres pueden elegir una opción de esterilización como la ligadura de trompas, un procedimiento quirúrgico que bloquea de manera permanente las trompas de Falopio. Otra opción es la extirpación total de las trompas de Falopio (salpingectomía), que también puede reducir el riesgo de cáncer de ovarios.

La esterilización es un método anticonceptivo eficaz. Sin embargo, la decisión de seguir adelante con la esterilización se debe tomar con responsabilidad. Aunque a veces es posible revertir la vasectomía o la ligadura de trompas, cualquier tipo de esterilización se considera permanente.

Anticonceptivo de emergencia

La anticoncepción de emergencia ayuda a evitar el embarazo después de tener relaciones sexuales sin protección. No se debe usar como método anticonceptivo de rutina. No obstante, es una opción si tienes relaciones sexuales sin protección, si tu método anticonceptivo falla o si olvidas tomar una píldora anticonceptiva.

Para que la anticoncepción de emergencia sea eficaz, se debe usar lo más pronto posible después de haber tenido relaciones sexuales sin protección. Las opciones incluyen píldoras anticonceptivas de emergencia y el dispositivo intrauterino (DIU) de cobre.

Las píldoras anticonceptivas de emergencia, como Next Choice One Dose, Plan B One-Step y Ella, se pueden usar hasta cinco días después de haber tenido relaciones sexuales sin protección. Sin embargo, la eficacia de las píldoras aumenta cuanto antes las tomes.

También se puede usar un DIU de cobre (ParaGard) como anticonceptivo de emergencia. Para evitar un embarazo, el DIU se coloca dentro de los cinco días después de las relaciones sexuales sin protección.

July 29, 2021