El mejor protector solar es aquel que utilizarás en forma abundante y según las instrucciones de la etiqueta. A continuación encontrarás información sobre los ingredientes y los tipos de protectores solares y más.

Escrito por personal de Mayo Clinic

¿Estás confundido sobre cuál es el mejor protector solar para usar? Lawrence E. Gibson, M.D., dermatólogo de Mayo Clinic, Rochester, Minnesota, ofrece sus consejos.

Enfócate en el panorama general cuando pienses en la protección solar. Por ejemplo:

  • Evita el sol durante las horas pico. Generalmente, esto es entre las 10 a. m. y las 2 p. m., independientemente de la temporada. Durante este horario, el sol emite una radiación ultravioleta (UV) que daña la piel, incluso en días nublados.
  • Usa ropa de protección. Algunos ejemplos comprenden pantalones, camisas con mangas largas, gafas de sol y sombreros de ala ancha.
  • Usa protector solar. Aplícate abundante protector solar y vuelve a aplicártelo regularmente. Las investigaciones fundamentan los beneficios de usar protector solar para reducir al mínimo los daños que producen los rayos solares en la piel.

Hay dos tipos de luces ultravioletas que pueden dañar la piel: UVA y UVB. Un protector solar de amplio espectro o de espectro completo te protege de ambos.

Los rayos UVA pueden envejecer prematuramente la piel, lo que causa arrugas y manchas seniles. Los rayos UVB pueden quemar la piel. La exposición excesiva a los rayos UVA o UVB puede causar cáncer de piel. El mejor protector solar ofrece protección contra todas las luces UV.

«FPS» significa «factor de protección solar», una medida que indica cuán bien te protege un protector solar contra los rayos UVB. (La protección contra los rayos UVA no se clasifica). Los fabricantes calculan el FPS según la cantidad de tiempo que tarda la piel en quemarse luego de aplicar el protector solar en comparación con la piel en la que no se aplicó protector solar.

Cuando se aplica correctamente, un protector solar con un FPS de 30 brindará una protección levemente mayor contra los rayos UVB que un protector solar con un FPS de 15. Pero el producto con un FPS de 30 no brinda el doble de protección que el producto con un FPS de 15. Los protectores solares con FPS mayores de 50 brindan únicamente una protección un poco mayor contra la radiación UV.

Además, con frecuencia, el protector solar no se aplica bien o en cantidad suficiente, y puede eliminarse mientras nadas o a través de la sudoración. En consecuencia, incluso el mejor protector solar puede ser menos efectivo que lo que sugiere el número de FPS.

En lugar de mirar el FPS de un protector solar, elige un protector solar de amplio espectro.

El término «resistente al agua» significa que el FPS (factor de protección solar) se mantiene hasta 40 minutos mientras nadas o estás sudando. «Muy resistente al agua» significa que el FPS se mantiene durante 80 minutos.

Los protectores solares contienen filtros que reflejan o absorben los rayos UV. Existen dos tipos principales de protectores solares:

  • Orgánicos. Los protectores solares orgánicos absorben la radiación UV y la convierten en una pequeña cantidad de calor. Los protectores solares orgánicos podrían contener derivados de PABA (ácido paraaminobenzoico), cinamatos, salicilatos y benzofenonas.
  • Inorgánicos. Los protectores solares inorgánicos reflejan y dispersan la radiación UV. Es posible que contengan dióxido de titanio u óxido de cinc. Por lo general, los protectores solares inorgánicos son menos irritantes para la piel.

A menudo los protectores solares se componen de una combinación de filtros orgánicos e inorgánicos.

Los protectores solares también podrían contener:

  • Repelente de insectos. Por lo general, se recomienda que haya un mínimo de seis horas entre las aplicaciones de los repelentes de insectos. Cuando uses este tipo de producto combinado, vuelve a aplicar un protector solar sin repelente de insectos después de dos horas de estar al aire libre o después de nadar o transpirar mucho.
  • Palmitato de retinilo. El antioxidante palmitato de retinilo es una forma de vitamina A o retinol. Los antioxidantes son sustancias que neutralizan los radicales libres, que son moléculas de oxígeno inestables que descomponen las células cutáneas y provocan arrugas. Aunque han surgido inquietudes sobre los protectores solares con palmitato de retinilo, la investigación sugiere que su uso es seguro.

    Sin embargo, no hay recomendaciones en cuanto a la seguridad de su uso durante el embarazo. Si te preocupa, evita el uso de protectores solares que contienen ese ingrediente durante el embarazo.

La marca no es lo más importante, sino cómo utilices el producto. Busca un protector solar resistente al agua de amplio espectro que tenga un FPS de, al menos, 15. Verifica la fecha de vencimiento del protector solar. Además, busca un protector solar que te guste. Si te es indiferente, es poco probable que lo uses de forma constante.

Evalúa las ventajas y las desventajas de las diferentes aplicaciones, entre ellas:

  • Cremas. Si tienes piel seca, puede ser preferible una crema, especialmente para el rostro.
  • Lociones. Las lociones a menudo son preferibles para aplicar sobre zonas grandes. Las lociones tienden a ser más livianas y menos grasosas que las cremas.
  • Gel. Los geles funcionan mejor en zonas vellosas, como el cuero cabelludo y el pecho de los hombres.
  • Barra. Las barras son útiles para aplicar el protector solar alrededor de los ojos.
  • Aerosol. Muchas veces, los padres prefieren los aerosoles, ya que son fáciles de aplicar en los niños. Como es difícil saber si estás aplicando el aerosol de la manera correcta, aplica una capa generosa y uniforme. O considera la posibilidad de usar un gel o una crema primero y de volver a aplicar el protector solar con un aerosol más tarde. Además, ten cuidado de no inhalar el producto. No apliques los aerosoles cerca de fuentes de calor, llamas o mientras fumas.

Depende de cuánto tiempo estés al sol. Si no vas a estar mucho tiempo al aire libre, usar cosméticos que contengan protector solar, como crema humectante y loción para después de afeitar, es suficiente. Sin embargo, si vas a estar mucho tiempo al aire libre, usa un protector solar más fuerte.

Cuando uses protector solar:

  • Aplica una cantidad generosa de protector solar sobre la piel seca 15 minutos antes de salir al aire libre.
  • Usa protector solar en todas las superficies de la piel que estarán expuestas al sol, como el rostro, las orejas, las manos, los brazos y los labios. Si no tienes mucho cabello, aplícate protector solar en la parte superior de la cabeza o usa un sombrero.
  • Vuelve a aplicar protector solar cada dos horas e inmediatamente después de nadar o de sudar mucho, incluso si utilizas un producto resistente al agua.
  • Recuerda que la arena, el agua y la nieve reflejan la luz del sol, por lo que es más importante que uses protector solar.
  • Como los rayos ultravioleta pueden atravesar las nubes, usa protector solar aunque esté nublado.

Puedes aplicar protector solar a niños a partir de los 6 meses de edad. Mantén a los bebés más pequeños a la sombra siempre que sea posible.

Usa protector solar todo el año, pero no confíes solo en el producto, ya que esto podría producir una falsa impresión de seguridad sobre la exposición al sol. Lo mejor es una combinación de sombra, prendas, protector solar y sentido común.

May 18, 2016