Descripción general

El vitiligo es una enfermedad que causa la pérdida de color de la piel en manchas. Las áreas descoloridas generalmente se agrandan con el tiempo. La afección puede afectar la piel de cualquier parte del cuerpo. También puede afectar el cabello y el interior de la boca.

Normalmente, al color del cabello y la piel lo determina la melanina. El vitiligo se produce cuando las células que producen melanina mueren o dejan de funcionar. El vitiligo afecta a las personas de todo tipo de piel, pero puede ser más perceptible en las personas de piel morena o negra. Esta afección no pone en riesgo la vida ni es contagiosa. Puede ser estresante y hacerte sentir inseguro de ti mismo.

El tratamiento para el vitiligo puede restaurar el color de la piel afectada. Sin embargo, no previene la pérdida continua del color de la piel ni una recurrencia.

Síntomas

Estos son algunos signos de vitíligo:

  • Pérdida irregular del color de la piel, que suele aparecer primero en las manos, la cara y las áreas alrededor de las aberturas del cuerpo y los genitales
  • Coloración blanca o gris prematura del cabello en el cuero cabelludo, las pestañas, las cejas o la barba
  • Pérdida de color en los tejidos que recubren el interior de la boca y la nariz (membranas mucosas)

El vitíligo puede comenzar a cualquier edad, pero suele aparecer antes de los 30 años.

Según el tipo de vitíligo que tengas, puede afectar lo siguiente:

  • Casi todas las superficies de la piel. La decoloración de este tipo, llamado vitíligo universal, afecta casi todas las superficies de la piel.
  • Muchas partes del cuerpo. En este tipo denominado vitíligo generalizado, que es el más frecuente, las manchas sin color suelen presentarse de manera similar en partes del cuerpo correspondientes (en forma simétrica).
  • En un lado o en una parte del cuerpo. Este tipo, que se llama vitíligo segmentario, suele presentarse a una edad más temprana, progresa durante un año o dos y luego se detiene.
  • En una o varias partes del cuerpo. Este tipo se conoce como vitíligo localizado (focal).
  • La cara y las manos. Con este tipo, llamado vitíligo acrofacial, la piel afectada se encuentra en la cara y las manos, y alrededor de las aberturas del cuerpo, como los ojos, la nariz y las orejas.

Es difícil predecir cómo progresará esta enfermedad. A veces, las manchas dejan de formarse sin tratamiento. En la mayoría de los casos, la pérdida de pigmentación se extiende y con el tiempo afecta a la mayor parte de la piel. Ocasionalmente, la piel recupera su color.

Cuándo debes consultar a un médico

Consulta al proveedor de atención médica si notas que algunas zonas de la piel, el cabello o las membranas mucosas están perdiendo color. El vitíligo no tiene cura. No obstante, el tratamiento puede ayudar a detener o retrasar el proceso de decoloración y recuperar algo del color de la piel.

Causas

El vitíligo se presenta cuando las células que producen el pigmento (melanocitos) mueren o suspenden la producción de melanina, el pigmento que le proporciona color a la piel, el cabello y los ojos. Las manchas de la piel afectada se vuelven más claras o blancas. No está claro qué es lo que hace que estas células pigmentarias no funcionen o mueran. Esto puede estar relacionado con:

  • Un trastorno del sistema inmunitario (afección autoinmunitaria)
  • Antecedentes familiares (herencia)
  • Un evento desencadenante, como el estrés, una quemadura por el sol grave o un traumatismo en la piel, como el contacto con una sustancia química

Complicaciones

Las personas con vitíligo pueden correr un mayor riesgo de que suceda lo siguiente:

  • Sufrimiento psicológico o social
  • Quemaduras por el sol
  • Problemas oculares
  • Pérdida auditiva