Una hernia umbilical forma un bulto o hinchazón blanda cerca del ombligo. Si tu bebé tiene una hernia umbilical, es posible que notes el bulto solo cuando llora, tose o hace fuerza. El bulto puede desaparecer cuando el bebé se calma o cuando está acostado boca arriba.

Las hernias umbilicales en los niños suelen ser indoloras. Las hernias umbilicales que aparecen en la adultez pueden causar molestias abdominales.

Cuándo consultar al médico

Si sospechas que tu bebé tiene una hernia umbilical, habla con el pediatra. Busca atención de urgencia si tu bebé tiene una hernia umbilical, además de lo siguiente:

  • El bebé parece tener dolor
  • El bebé comienza a vomitar
  • El bulto se vuelve sensible, se hincha y cambia de color

Las pautas para los adultos son parecidas. Habla con el médico si tienes un bulto cerca del ombligo. Busca atención de urgencia si el bulto se vuelve doloroso y sensible al tacto. Un diagnóstico y un tratamiento inmediatos pueden ayudarte a prevenir las complicaciones.

April 24, 2015