Los dolores de cabeza del tipo trueno hacen honor a su nombre: captan tu atención como un trueno. El dolor de estas cefaleas graves y repentinas tiene un pico a los 60 segundos y puede empezar a desaparecer después de una hora. Sin embargo, algunos dolores de cabeza del tipo trueno pueden durar más de una semana.

Además, suelen ser un signo de advertencia de enfermedades que ponen en riesgo la vida, a menudo asociadas al sangrado dentro del cerebro o alrededor de este. Por este motivo, es tan importante buscar atención médica de urgencia si tienes un dolor de cabeza del tipo trueno.

Algunas personas también pueden tener dolores de cabeza del tipo trueno que forman parte de un cuadro de dolor de cabeza potencialmente recurrente, conocido como «dolor de cabeza del tipo trueno primario». No obstante, este diagnóstico solo debería hacerse después de una evaluación médica exhaustiva y tras haber eliminado otras posibles causas de fondo.

Los dolores de cabeza en trueno son muy fuertes. Los síntomas comprenden dolores con estas características:

  • Comienza de manera repentina y contundente, a veces se lo describe como el peor dolor de cabeza que jamás hayas tenido
  • Llega a su máxima intensidad dentro de los 60 segundos
  • Dura entre 1 hora y 10 días
  • Puede ocurrir en cualquier parte de la cabeza y comprometer el cuello o la parte inferior de la espalda
  • Puede ir acompañado de náuseas, vómitos o pérdida del conocimiento

Cuándo consultar al médico

Cuando tengas un dolor de cabeza que comience de manera repentina e intensa, busca atención médica de inmediato.

Algunos dolores de cabeza del tipo trueno surgen sin ningún motivo físico aparente.

En otros casos, los responsables son algunos trastornos que pueden poner en riesgo la vida, como:

  • Sangrado entre el cerebro y las membranas que cubren el cerebro, por lo general, debido a una protuberancia anormal o una dilatación en un vaso sanguíneo (aneurisma)
  • Una rotura de un vaso sanguíneo del cerebro
  • Un desgarro en el revestimiento de una arteria (por ejemplo, en la arteria carótida o en la arteria vertebral) que le suministra sangre al cerebro
  • Filtración de líquido cefalorraquídeo que, cuando sucede, a menudo, se debe a un desgarro en la cobertura de la raíz de un nervio de la columna vertebral
  • Un tumor en el tercer ventrículo del cerebro que bloquea el flujo del líquido cefalorraquídeo
  • Pérdida del suministro de sangre a la hipófisis o sangrado en esa zona
  • Un coágulo en el cerebro
  • Aumento grave de la presión arterial
  • Una infección, como meningitis o encefalitis

Los dolores de cabeza del tipo trueno por lo general son diagnosticados por primera vez por un médico en la sala de urgencias. Sin embargo, en algunos casos, cuando llamas para programar una consulta, puedes ser derivado inmediatamente a un médico que se especializa en el cerebro y el sistema nervioso (neurólogo).

Si tienes tiempo antes de la consulta, es conveniente que vayas preparado. La siguiente información te ayudará a prepararte para la consulta y a saber qué esperar del médico.

Qué puedes hacer

  • Anota cualquier síntoma que tengas, incluso los que parezcan no tener relación con los dolores de cabeza.
  • Anota tu información personal más importante, incluso lo que te genere mayor estrés o cualquier cambio reciente en tu vida.
  • Haz una lista de todos los medicamentos, las vitaminas y los suplementos que tomes.
  • Si es posible, pídele a un familiar o a un amigo que te acompañe. En ocasiones, puede ser difícil recordar toda la información que recibes en una consulta. La persona que vaya contigo puede recordar algún detalle que se te pasó por alto u olvidaste.
  • Escribe preguntas para hacerle al médico.

Preparar una lista de preguntas te ayudará a aprovechar al máximo tu tiempo con el médico. Para los dolores de cabeza del tipo trueno, algunas preguntas básicas para hacerle a tu médico son las siguientes:

  • ¿Qué podría estar provocando los dolores de cabeza?
  • ¿Existen otras causas posibles de mis dolores de cabeza?
  • ¿Qué pruebas necesito hacerme?
  • ¿Esta enfermedad suele ser temporal o crónica?
  • ¿Cuáles serían las mejores medidas para tomar?
  • ¿Cuáles son las alternativas al enfoque principal que sugieres?
  • Tengo otros problemas de salud. ¿Cuál es la mejor manera de controlarlos de manera conjunta?
  • ¿Debo respetar alguna restricción?
  • ¿Debería consultar a un especialista?
  • ¿Existe alguna alternativa genérica al medicamento que me recetas?
  • ¿Hay algún folleto u otro material impreso que pueda llevarme? ¿Qué sitios web recomiendas?

No dudes en hacer preguntas que te surjan.

Qué esperar del médico

Es probable que el médico te haga una serie de preguntas, como las siguientes:

  • ¿Cuándo tuviste el primer dolor de cabeza del tipo trueno?
  • ¿Los dolores de cabeza han sido continuos u ocasionales?
  • ¿Cuán intensos son los dolores de cabeza?
  • ¿Existe algo que, al parecer, mejore los dolores de cabeza?
  • ¿Existe algo que, al parecer, empeore los dolores de cabeza?

Las siguientes pruebas se usan comúnmente para determinar si un trastorno no diagnosticado es la causa de los dolores de cabeza del tipo trueno.

Exploración por tomografía computada

A menudo, el primer análisis para detectar el dolor de cabeza del tipo trueno es la tomografía computada de la cabeza a fin de buscar una causa no diagnosticada del dolor de cabeza. Las exploraciones por tomografía computada toman rayos X que crean imágenes transversales en forma de rebanadas del cerebro y de la cabeza.

Una computadora combina esas imágenes para crear una imagen completa del cerebro. A veces, se emplea un tinte a base de yodo para aumentar la imagen.

Punción lumbar

A veces, también se puede necesitar una punción medular (punción lumbar). Con este procedimiento, el médico extrae una cantidad pequeña del líquido que rodea el cerebro y la médula espinal. Se puede analizar la muestra de líquido cefalorraquídeo para detectar signos de sangrado o de infección.

Resonancia magnética

En algunos casos, se puede obtener una imagen por resonancia magnética a fin de hacer una evaluación adicional. Con este estudio por imágenes, se utiliza un campo magnético y ondas de radio para generar imágenes transversales de las estructuras del cerebro.

Angiografía por resonancia magnética

Las máquinas de resonancia magnética también se pueden utilizar para mapear la irrigación sanguínea que está dentro del cerebro en una prueba denominada «angiografía por resonancia magnética».

No existe un solo tratamiento para los dolores de cabeza del tipo trueno, puesto que existen muchas causas posibles. El tratamiento tiene como objetivo resolver la causa oculta de los dolores de cabeza, si es que se encuentra una.

Es posible que te resulte útil hablar con otras personas que padecen dolores de cabeza intensos. Busca un grupo de apoyo local para saber cómo encaran otras personas las molestias y los dolores de cabeza.

March 25, 2015