Tratamiento del dolor: ¿cuándo un opioide es la opción correcta?

En ocasiones, los medicamentos opioides son una opción de tratamiento razonable cuando se usan con un cuidado considerable.

Escrito por el personal de Mayo Clinic

Tratamiento del dolor: ¿cuándo un opioide es la opción correcta?

Los medicamentos opioides, comúnmente llamados «narcóticos», derivan de la amapola real. Algunos opioides están disponibles como medicamentos de venta bajo receta, regulados como sustancias controladas por la Administración para el Control de Drogas. Un médico debe tener una licencia especial para poder recetar estos medicamentos. Otros opioides, como la heroína, son ilegales bajo cualquier circunstancia y no tienen fines médicos legítimos.

El uso prolongado de opioides puede dar lugar a la tolerancia física, el uso inapropiado, la adicción y la sobredosis involuntaria. En los últimos años, la prescripción y el uso de los medicamentos opioides ha aumentado de forma constante. Estos medicamentos actualmente son responsables de la mayoría de las muertes por sobredosis relacionadas con medicamentos de venta bajo receta en los Estados Unidos.

Aun así, a pesar de los altos riesgos asociados con el uso inapropiado de los opioides —los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades consideran este problema una epidemia—, estos medicamentos continúan siendo una opción importante para su propósito original: el tratamiento del dolor. En determinadas situaciones y, por lo general, durante períodos cortos, los opioides pueden ofrecer un alivio del dolor seguro y potente.

Tipos de dolores para los cuales podrían recetarse los opioides

Los medicamentos opioides suelen recetarse para un episodio repentino de dolor agudo que experimentas después de una cirugía o de una lesión traumática, como huesos fracturados (fractura). En tales casos, los opioides se utilizan por un período tan corto como sea posible, generalmente solo unos pocos días.

Además, los opioides suponen una opción de tratamiento importante para personas con dolor relacionado con el cáncer. Los estudios indican que hasta un tercio de los pacientes con cáncer no reciben un tratamiento adecuado para el dolor. Dichas personas corren mayor riesgo de tener que someterse a estancias hospitalarias prolongadas y repetidas, de verse afectados por interrupciones en su cronograma de tratamiento y de enfrentar dificultades para llevar a cabo sus actividades cotidianas. El tratamiento con opioides puede influir para mejorar la vida de las personas con cáncer.

En casos muy puntuales, los opioides también podrían ser la opción correcta para ti si vives con dolor crónico no relacionado con el cáncer, que no ha respondido bien a otros analgésicos y que afecta tu capacidad para desenvolverte. Los opioides pueden provocar efectos secundarios médicos a largo plazo, lo que incluye la dificultad para controlar el dolor crónico. Luego de una breve prueba de tratamiento con opioides, tu médico solo te los seguirá recetando si los controles regulares demuestran que, en tu caso, los beneficios superan al daño.

Espera un seguimiento riguroso durante tu tratamiento con opioides

Antes de recetarte un tratamiento con opioides para el dolor, el médico revisará tu historia clínica y tus antecedentes familiares y sociales; luego, te realizará una exploración física exhaustiva. Los resultados pueden ayudar a determinar si los opioides son adecuados para ti. Además, tu historia clínica le ayudará al médico a decidir si es necesario que un profesional de salud mental o un especialista en adicciones te controle mientras usas opioides, de modo que puedas usarlos de manera segura. Los pacientes con antecedentes previos de cualquier tipo de abuso de sustancias corren un riesgo considerablemente mayor de presentar una adicción a estos medicamentos.

Mientras consumas opioides, el médico te solicitará consultas de seguimiento frecuentes y análisis de laboratorio periódicos para supervisar efectos secundarios y un posible uso inapropiado.

Nov. 02, 2017 See more In-depth

Ver también

  1. Control de la hipertensión sin medicamentos
  2. Alcohol: ¿afecta la presión arterial?
  3. Alfabloqueantes
  4. Ambien: ¿debería preocuparme por la dependencia?
  5. Inhibidores de la enzima convertidora de la angiotensina
  6. Bloqueantes de los receptores de la angiotensina II
  7. Abstinencia de los antidepresivos: ¿existe algo así?
  8. Antidepresivos y alcohol: ¿Cuál es el problema?
  9. Los antidepresivos y el aumento de peso: ¿cuál es su causa?
  10. Antidepresivos: ¿pueden dejar de funcionar?
  11. Antidepresivos para niños y adolescentes
  12. Antidepresivos: Efectos secundarios
  13. Antidepresivos: Elección del adecuado para ti
  14. Antidepresivos: ¿cuáles causan la menor cantidad de efectos secundarios sexuales?
  15. La ansiedad: ¿es una causa de la hipertensión arterial?
  16. Antidepresivos atípicos
  17. Desfibriladores externos automáticos: ¿Necesitas un desfibrilador externo automático?
  18. Rutinas para la hora de dormir: no son solo para los bebés
  19. Betabloqueantes
  20. Betabloqueadores: ¿causan aumento de peso?
  21. Betabloqueantes: ¿cómo afectan el ejercicio?
  22. Trastorno bipolar
  23. Trastorno bipolar y alcoholismo: ¿están relacionados?
  24. Trastorno bipolar en niños
  25. Medicamentos para el trastorno bipolar y aumento de peso
  26. Tratamiento para el trastorno bipolar: Trastorno bipolar I en comparación con el trastorno bipolar II.
  27. Presión arterial: ¿puede ser más alta en alguno de los brazos?
  28. Expediente médico para la presión
  29. Brazalete para tomar la presión arterial: ¿el tamaño importa?
  30. Presión arterial: ¿tiene un patrón diario?
  31. Presión arterial: ¿se ve afectada por el frío?
  32. Medicación para controlar la presión arterial: ¿Es necesaria aun si bajo de peso?
  33. Medicamentos para la presión arterial: ¿pueden aumentar los triglicéridos?
  34. Lecturas de presión arterial: ¿Por qué son más altas en casa?
  35. Consejo para la presión arterial: Obtén más potasio
  36. Consejo para la presión arterial: levántate del sofá
  37. Consejo para mantener la presión arterial: conoce los límites de alcohol
  38. Consejo para la presión arterial: no te estreses más
  39. Consejo para la presión arterial: controla el consumo de cafeína
  40. Consejo para la presión arterial: controla tu peso
  41. Exámenes para la detección de enfermedades cardíacas genéticas en recién nacidos y atletas
  42. Cafeína y depresión: ¿existe alguna relación?
  43. Cafeína e hipertensión
  44. Bloqueadores de los canales de calcio
  45. Suplementos de calcio: ¿interfieren con los fármacos para la presión arterial?
  46. ¿Los alimentos con cereales integrales reducen la presión arterial?
  47. ¿No puedes dormir? Prueba con hacer ejercicio durante el día
  48. Agentes de acción central
  49. Elegir medicamentos correctos para la presión arterial
  50. Depresión clínica: ¿Qué significa?
  51. ¿Café después de cenar? Que sea sin cafeína
  52. Depresión y ansiedad: ¿puedo tener ambas?
  53. Depresión, ansiedad y ejercicio
  54. Depresión: el diagnóstico es clave
  55. Depresión en las mujeres: comprensión de la brecha de género
  56. Depresión (trastorno depresivo mayor)
  57. Depresión: Ofrece apoyo y aliento
  58. Depresión: apoyar a un familiar o a un amigo
  59. Eliminación de analgésicos sin usar
  60. Diuréticos
  61. Diuréticos: ¿son una causa de la disminución de potasio?
  62. ¿Conoces tu presión arterial?
  63. Presión arterial alta y ejercicio
  64. Aceite de pescado y depresión
  65. Los alimentos y el sueño
  66. Máquinas de presión arterial gratuitas: ¿son precisas?
  67. Control de la presión arterial en el hogar
  68. Arritmia cardíaca
  69. Presión arterial alta (hipertensión)
  70. La presión arterial alta y la vida sexual
  71. Presión arterial alta: ¿cómo prevenirla?
  72. Peligros sobre la hipertensión
  73. Cómo se produce la adicción a los opioides
  74. Cómo saber si un ser querido abusa de los opioides
  75. Cómo usar los opioides de manera segura
  76. Crisis hipertensiva: ¿cuáles son los síntomas?
  77. Insomnio
  78. Insomnio: ¿Cómo hago para permanecer dormido?
  79. Tratamiento del insomnio: terapia cognitiva conductual en vez de pastillas para dormir
  80. Intervención: Ayuda a un ser querido a superar una adicción
  81. Hipertensión sistólica aislada: ¿un problema de salud?
  82. Depresión y alimentación
  83. Kratom: inseguro e ineficaz
  84. Kratom para la suspensión de opioides
  85. Falta de sueño: ¿puede enfermarte?
  86. L-arginina: ¿disminuye la presión arterial?
  87. Efectos secundarios de Lexapro: ¿es frecuente el dolor de mamas con la palpación?
  88. Estrategias de estilo de vida para controlar el dolor
  89. Presión arterial baja (hipotensión)
  90. Depresión masculina: comprender los problemas
  91. Inhibidores de la monoaminooxidasa y alimentación: ¿es necesario restringir la tiramina?
  92. Marihuana y depresión
  93. Medicamentos y suplementos que pueden subir tu presión arterial
  94. Menopausia y presión arterial alta: ¿qué relación existe entre ambos?
  95. Salud mental: cómo superar el estigma de las enfermedades mentales
  96. Proveedores de atención de la salud mental: consejos para encontrar uno
  97. Enfermedad mental
  98. Depresión leve: ¿responde a los antidepresivos?
  99. Inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO)
  100. Remedios naturales para la depresión: ¿son eficaces?
  101. Crisis nerviosa: ¿qué significa?
  102. ¿No estás cansado? No te vayas a la cama
  103. Uso de opioides durante el embarazo
  104. Los opioides y otros fármacos: a qué debes prestar atención
  105. Dolor y depresión: ¿existe alguna relación?
  106. Abuso de drogas recetadas
  107. Pastillas para dormir de venta con receta: ¿Qué es lo correcto para ti?
  108. La presión del pulso: ¿un indicador de la salud del corazón?
  109. Trastorno reactivo de la vinculación
  110. Uso recreativo de medicamentos para la disfunción eréctil
  111. Resperate: ¿Puede ayudar a bajar la presión arterial?
  112. Inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS)
  113. Inhibidores de la recaptación de serotonina y norepinefrina (IRSN)
  114. No bebas alcohol para dormir mejor
  115. Privación del sueño: ¿Es una causa de presión arterial alta?
  116. El estrés y la presión arterial alta
  117. Reducción progresiva del uso de opioides: cuándo y cómo hacerlo
  118. Depresión en adolescentes
  119. Abuso de drogas entre adolescentes
  120. Nutrición y dolor
  121. Rehabilitación del dolor
  122. Enfoques de tratamiento del dolor mediante el autocuidado
  123. Depresión resistente al tratamiento
  124. Antidepresivos tricíclicos y antidepresivos tetracíclicos
  125. Pérdida de peso sin causa aparente
  126. La valeriana: ¿es un somnífero natural seguro y eficaz?
  127. Vasodilatador
  128. Cómo medir la presión arterial usando un tensiómetro manual
  129. Cómo medir la presión arterial usando un tensiómetro automático
  130. ¿Qué es la presión arterial?
  131. Vitamina B-12 y depresión
  132. ¿Puede la baja de vitamina D causar hipertensión arterial?
  133. Levantar pesas: ¿Es malo para la presión arterial?
  134. ¿Qué son los opioides y por qué son peligrosos?
  135. ¿Qué riesgo de presión arterial alta tienes?
  136. Hipertensión de consultorio
  137. Monitores de muñeca para la presión arterial: ¿son exactos?