Los síntomas de la polimialgia reumática pueden afectar mucho la capacidad de realizar las actividades cotidianas. El dolor y la rigidez contribuyen a las dificultades en tareas tales como:

  • Levantarse de la cama, levantarse de una silla o salir de un auto
  • Bañarse o peinarse
  • Vestirse o ponerse un abrigo

Estas dificultades pueden afectar la salud, la interacción social, la actividad física, dormir y el bienestar general.

Además, las personas con polimialgia reumática parecen ser más propensas a padecer la enfermedad arterial periférica.

Sept. 17, 2015