Descripción general

El cáncer de células de Hurthle es un cáncer poco frecuente que afecta la glándula tiroides.

La tiroides es una glándula con forma de mariposa que se encuentra en la base del cuello. Esta segrega hormonas que son esenciales para regular el metabolismo del cuerpo.

El cáncer de células de Hurthle también se denomina carcinoma de células de Hurthle o carcinoma de células oxifílicas. Es uno de los diversos tipos de cáncer que afecta la glándula tiroides

y puede ser más agresivo que otros tipos de cáncer de tiroides. El tratamiento más frecuente es una cirugía para extirpar la glándula tiroides.

Síntomas

El cáncer de células de Hurthle no siempre causa síntomas y, algunas veces, se detecta durante un examen físico o una prueba por imágenes realizada por algún otro motivo.

Cuando se presentan, los signos y síntomas pueden incluir los siguientes:

  • Un bulto en el cuello, justo debajo de la nuez de Adán
  • Dolor en el cuello o la garganta
  • Ronquera u otros cambios en la voz
  • Falta de aire
  • Dificultad para tragar

Estos signos y síntomas no necesariamente significan que tienes cáncer de células de Hurthle. Pueden ser indicios de otras enfermedades, como una inflamación de la glándula tiroides o un agrandamiento de la tiroides (bocio).

Cuándo debes consultar con un médico

Si tienes signos o síntomas que te preocupan, programa una cita con el proveedor de atención médica.

Causas

Las causas del cáncer de células de Hurthle no están claras.

Este cáncer comienza cuando las células en la tiroides desarrollan cambios en su ADN. El ADN de una célula contiene las instrucciones que indican a una célula qué hacer. El ADN cambia, lo que los médicos denominan mutaciones, e indica a las células de la tiroides que crezcan y se dividan rápidamente. Estas células desarrollan la capacidad de continuar viviendo cuando otras células morirían naturalmente. Las células acumuladas forman un tumor que puede invadir y destruir tejido sano cercano y diseminarse (hacer metástasis) a otras partes del organismo.

Factores de riesgo

Estos son algunos de los factores que aumentan el riesgo de padecer cáncer de tiroides:

  • Ser mujer
  • Ser mayor
  • Tener antecedentes de tratamientos con radiación en la cabeza y en el cuello
  • Tener antecedentes familiares de cáncer de tiroides

Complicaciones

Las posibles complicaciones del cáncer de células de Hürthle son las siguientes:

  • Problemas para tragar y para respirar. Pueden ocurrir si el cáncer crece y presiona el tubo digestivo (esófago) y la tráquea.
  • Diseminación del cáncer. El cáncer de células de Hürthle puede diseminarse (metastatizarse) a otros tejidos u órganos, lo que dificulta el tratamiento y la recuperación.