Diagnóstico

Las fiebres hemorrágicas del Ébola y de Marburg son difíciles de diagnosticar porque los signos y síntomas tempranos se parecen a los de otras enfermedades, como fiebre tifoidea y malaria. Si los médicos sospechan que tienes fiebre hemorrágica del Ébola o de Marburg, usan análisis de sangre para identificar rápidamente el virus, incluyendo:

  • ELISA (Ensayo inmunoenzimático )
  • PCR (Reacción en cadena de la transcriptasa/polimerasa inversa)

Tratamiento

Ningún medicamento antiviral ha demostrado ser efectivo para tratar la infección con cualquiera de estos virus. La atención médica de apoyo en el hospital incluye:

  • Dar fluidos
  • Maintainer la presión arterial
  • Dar oxígeno, si es necesario
  • Reemplazar la sangre perdida
  • Tratar otras infecciones que se presenten

Preparación para la consulta

La posibilidad de contraer el virus del Ébola y de Marburg es muy pequeña, a no ser que hayas tenido contacto directo con los fluidos corporales de personas o animales infectados.

Si crees que tú o un miembro de tu familia han estado expuestos a uno de los virus, llama al médico o ve a la sala de emergencia más próxima. Si no te derivan a un especialista en enfermedades infecciosas, pide para ver a uno.

Si eres estadounidense y estás viajando o trabajando en el extranjero, la embajada de los Estados Unidos más próxima puede ayudarte a encontrar un doctor. Si eres de otro país, ponte en contacto con la embajada de tu país. Asegúrate de informar a tu doctor o al hospital sobre tus síntomas antes de tu visita, para que puedan tomar precauciones para prevenir el contagio a otros con el virus.

Qué puedes hacer

Antes de tu cita médica, para ayudar a tu doctor a determinar la causa de tus síntomas, escribe una lista que responda las siguientes preguntas:

  • ¿Qué síntomas presentas? ¿Cuándo comenzaron?
  • ¿Has viajado a África recientemente? Si fue así, ¿a qué parte?
  • Si estuviste en África recientemente, ¿cazaste o comiste monos?
  • ¿Visitaste cuevas o minas subterráneas recientemente en África?
  • ¿Trabajas en un laboratorio que usa monos de África o de las Filipinas en la investigación?

Si es posible, lleva contigo a un familiar o a un amigo a la cita. A veces puede ser difícil recordar toda la información que te dieron en el hospital o durante una cita. Alguien que te acompañe puede recordar algo que se te pasó o que olvidaste.