La cetoacidosis diabética es una complicación grave de la diabetes que ocurre cuando el organismo produce niveles elevados de unos ácidos presentes en la sangre denominados «cuerpos cetónicos».

El trastorno aparece cuando el organismo no puede producir suficiente insulina. Normalmente, la insulina desempeña una función crucial en el paso del azúcar (glucosa) —una fuente de energía principal para los músculos y otros tejidos— a las células. Sin suficiente insulina, el organismo comienza a descomponer las grasas para obtener energía. Este proceso produce una acumulación de ácidos en el torrente sanguíneo denominados «cuerpos cetónicos» que, con el tiempo, provocan cetoacidosis diabética si no se administra el tratamiento correspondiente.

Si tienes diabetes o estás en riesgo de contraerla, aprende cuáles son los signos de advertencia de la cetoacidosis diabética —y cuándo solicitar atención médica de urgencia—.

Aug. 21, 2015