Diabetes y cuidado dental: Guía para tener una boca sana

¿Qué tienen que ver el cepillado de dientes y el uso de hilo dental con la diabetes? Mucho. Si tienes diabetes, debes saber por qué el cuidado dental es importante y cómo cuidarte los dientes y las encías.

Escrito por personal de Mayo Clinic

Cuando tienes diabetes, un nivel alto de azúcar en sangre puede causar daño en todo el cuerpo, incluidos los dientes y las encías. ¿Cuál es la buena noticia? La prevención está en tus manos. Investiga con qué te enfrentas, y luego controla tu salud dental.

Caries y enfermedad de las encías

Ya sea que tengas diabetes de tipo 1 o tipo 2, controlar tu nivel de azúcar en sangre es fundamental. Mientras más alto se encuentre el nivel de azúcar en sangre, mayor será el riesgo de:

  • Caries. Tu boca naturalmente contiene muchos tipos de bacterias. Cuando los almidones y azúcares de los alimentos y las bebidas interactúan con estas bacterias, se forma una película pegajosa, conocida como placa, sobre tus dientes. Los ácidos de la placa atacan las superficies de los dientes (esmalte y dentina). Esto puede provocar caries.

    Mientras más alto esté el nivel de azúcar en sangre, mayor será el suministro de azúcares y almidones, y mayor la cantidad de ácidos que desgastarán tus dientes.

  • Enfermedad temprana de las encías (gingivitis). La diabetes reduce tu capacidad de combatirlas bacterias. Si no retiras la placa con cepillado y uso de hilo dental regular, se endurecerá debajo de la línea de la encía y formará una sustancia llamada sarro. Mientras más cantidad de placa y sarro permanezca en tus dientes, más irritarán el tejido gingival, la parte de las encías alrededor de la base de los dientes. Con el tiempo, las encías se inflaman y sangran con facilidad. Esto se denomina gingivitis.
  • Enfermedad de las encías avanzada (periodontitis). Si no se trata, la gingivitis puede generar una infección más grave llamada periodontitis, que destruye el tejido blando y el hueso que sostiene tus dientes. Con el tiempo, la periodontitis hace que las encías y la mandíbula se separen de los dientes, lo que a su vez hace que los dientes se aflojen y posiblemente se caigan.

    La periodontitis tiende a ser más grave en las personas que tienen diabetes ya que la diabetes disminuye la capacidad de resistencia a las infecciones y retrasa la cicatrización. Una infección como la periodontitis también puede hacer que el nivel de azúcar en sangre se eleve, lo que a su vez hace que la diabetes sea más difícil de controlar. La prevención y el tratamiento de la periodontitis puede ayudar a mejorar el control del nivel de azúcar en sangre.

Sept. 10, 2015 See more In-depth