Una ecografía fetal o sonografía es una técnica de diagnóstico por imágenes que usa ondas de sonido de alta frecuencia para producir imágenes de un bebé en el útero.

Las imágenes de las ecografías fetales pueden ayudar al profesional de salud a evaluar el crecimiento y desarrollo del bebé, y determinar cómo progresa el embarazo. En algunos casos, la ecografía fetal se usa para evaluar posibles problemas o ayudar a confirmar un diagnóstico.

La primera ecografía fetal, por lo general, se realiza durante el primer trimestre para confirmar y establecer la fecha del embarazo. Si el embarazo sigue sin complicaciones, la próxima ecografía suele realizarse durante el segundo trimestre, cuando son visibles los detalles anatómicos. Si es necesario controlar de cerca la salud del bebé, se podrían recomendar más ecografías.

Sept. 19, 2015