Cómo te preparas

Durante los días previos a tu cirugía de colon, es posible que el médico te pida lo siguiente:

  • Dejar de tomar determinados medicamentos. Debido a que ciertos medicamentos pueden aumentar el riesgo de complicaciones durante la cirugía, es posible que el médico te pida que dejes de tomarlos antes de la cirugía.
  • Hacer ayuno antes de la cirugía. Tu médico te dará instrucciones específicas. Es posible que te soliciten que dejes de comer y beber varias horas antes del día del procedimiento.
  • Beber una solución para limpiar el intestino. Es posible que el médico te recete una solución laxante para que mezcles con agua en casa. Bebe la solución durante un período de varias horas, de acuerdo con las indicaciones. La solución provoca diarrea para ayudarte a vaciar el colon. El médico también puede recomendar que te realices enemas.
  • Tomar antibióticos. En algunos casos, el médico puede recetarte antibióticos para eliminar las bacterias que se encuentran naturalmente en el colon y ayudar a prevenir infecciones.

No siempre es posible prepararse para una colectomía. Por ejemplo, si necesitas una colectomía de urgencia por una obstrucción o perforación en el intestino, tal vez no tengas tiempo para prepararte.

Planifica tu estancia hospitalaria

Pasarás al menos unos días en el hospital después de la colectomía, en función de tu situación. Haz arreglos para que alguien se ocupe de tus responsabilidades en casa y en el trabajo.

Piensa con anticipación qué querrías tener contigo durante tu recuperación en el hospital. Algunas de las cosas que puedes empacar son:

  • Una bata y pantuflas
  • Artículos de tocador, como cepillo de dientes, dentífrico y, si necesitas, artículos para afeitarte
  • Ropa cómoda para usar al volver a casa
  • Actividades para pasar el tiempo, como un libro, una revista, una computadora o juegos