Descripción general

Un testículo que no descendió (criptorquidia) es un testículo que no se trasladó a la posición adecuada en la bolsa de tejido que cuelga debajo del pene (escroto) antes del nacimiento. Por lo general, solo uno de los testículo se ve afectado, pero en aproximadamente el 10 por ciento de los casos afecta los dos testículos.

Un testículo que no descendió es poco frecuente en general, pero es frecuente en los bebés prematuros.

La gran mayoría de las veces, el testículo que no descendió se traslada a la posición adecuada solo, durante los primeros meses de vida. Si tu hijo tiene un testículo que no descendió y no se corrige solo, se puede reubicar el testículo en el escroto mediante una cirugía.

Tratamiento de criptorquidia en Mayo Clinic

Síntomas

No ver o sentir un testículo donde debería estar en el escroto es el signo principal de un testículo no descendido.

Los testículos se forman en el abdomen durante el desarrollo fetal. Durante los últimos dos meses de desarrollo fetal normal, los testículos descienden de forma gradual, a través de un pasaje en la ingle (canal inguinal), desde el abdomen hasta el escroto. Con un testículo no descendido, ese proceso se detiene o se demora.

Cuándo consultar con el médico

El testículo no descendido habitualmente se detecta al examinar al bebé poco después del nacimiento. Si el niño tiene un testículo no descendido, pregúntale al médico con qué frecuencia deberán examinarlo. Si el testículo no ha bajado hacia el escroto para cuando el niño tenga 4 meses, es probable que el problema no se corrija por sí solo.

El tratamiento del testículo no descendido cuando el niño todavía es un bebé podría reducir el riesgo de complicaciones en etapas más avanzadas de la vida, como infertilidad y cáncer testicular.

En los niños de más edad (desde lactantes hasta preadolescentes) que tuvieron testículos descendidos normales en el nacimiento, luego podría parecer que «les falta» un testículo. Este trastorno podría indicar lo siguiente:

  • Un testículo retráctil, que se mueve de un lado a otro entre el escroto y la ingle, y podría guiarse fácilmente con la mano hacia el escroto durante una exploración física. Esto no es anormal y se debe a un reflejo muscular en el escroto.
  • Un testículo en ascensor, o testículo no descendido adquirido, que ha «regresado» a la ingle y no puede guiarse fácilmente con la mano hacia el escroto.

Si notas algún cambio en los genitales del niño o te preocupa su desarrollo, habla con el médico del niño.

Causas

No se conoce la causa exacta del testículo no descendido. Una combinación de la genética, la salud materna y otros factores ambientales podría alterar las hormonas, los cambios físicos y la actividad en los nervios que influyen en el desarrollo de los testículos.

Factores de riesgo

Factors that might increase the risk of an undescended testicle in a newborn include:

  • Bajo peso al nacer
  • Nacimiento prematuro
  • Family history of undescended testicles or other problems of genital development
  • Conditions of the fetus that can restrict growth, such as Down syndrome or an abdominal wall defect
  • Alcohol use by the mother during pregnancy
  • Cigarette smoking by the mother or exposure to secondhand smoke
  • Parents' exposure to some pesticides

Complicaciones

Para que los testículos se desarrollen y funcionen normalmente, deben tener una temperatura un poco menor que la temperatura normal del cuerpo. El escroto ofrece este entorno más frío. Entre las complicaciones que conlleva un testículo que no está ubicado donde debería estar se incluyen:

  • Cáncer testicular. El cáncer testicular suele comenzar en las células del testículo que produce esperma inmaduro. No se sabe por qué estas células se convierten en células cancerosas. Los hombres que tuvieron un testículo no descendido tienen mayor riesgo de desarrollar cáncer testicular.

    El riesgo es mayor cuando los testículos que no descendieron se encuentran en el abdomen en lugar de la ingle, y cuando ambos testículos están afectados. Una cirugía para corregir un testículo no descendido puede disminuir, pero no eliminar, el riesgo de desarrollar cáncer testicular en el futuro.

  • Problemas de fecundidad. Los hombres que han tenido un testículo descendido tienen más posibilidades de tener números bajos de espermatozoides, esperma de mala calidad y fecundidad reducida. Esto se puede deber a un desarrollo anormal del testículo, y puede empeorar si la afección no se trata durante un período prolongado.

Otras complicaciones relacionadas con la ubicación anormal de un testículo que no descendió incluyen:

  • Torsión testicular. La torsión testicular es la rotación del cordón espermático, que contiene vasos sanguíneos, nervios y el tubo que conduce el esperma desde los testículos hasta el pene. Esta dolorosa afección corta el suministro de sangre hacia los testículos.

    Si no se trata de inmediato, se puede perder el testículo. La torsión testicular es 10 veces más frecuente en los testículos que no descendieron que en los testículos normales.

  • Traumatismo. Si el testículo se aloja en la ingle, se puede dañar debido a la presión ejercida contra el pubis.
  • Hernia inguinal. Si la abertura entre la pared abdominal y el canal inguinal es muy laxa, parte del intestino puede protruir hacia la región inguinal.
Aug. 22, 2017
References
  1. Ferri FF. Cryptorchidism (Criptorquidia) En: Ferri’s Clinical Advisor 2016 (Consejos clínicos de Ferri 2016). Filadelfia, Pa.: Mosby Elsevier; 2016. https://www.clinicalkey.com. Último acceso: 9 de febrero de 2016.
  2. Cooper CS, et al. Undescended testes (cryptorchidism) in children: Clinical features and evaluation (Testículos no descendidos [criptorquidia] en niños: características y evaluaciones clínicas). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 9 de febrero de 2016.
  3. Longo DL, et al. Disorders of the testes and male reproductive system (Trastornos de los testículos y del sistema reproductor masculino). En: Harrison’s Principles of Internal Medicine (Principios de Medicina Interna de Harrison). 18.ª ed. Nueva York, N.Y.: The McGraw-Hill Companies; 2012. http://www.accessmedicine.com. Último acceso: 9 de febrero de 2016.
  4. Evaluation and treatment of Cryptorchidism (Evaluación y tratamiento de la Criptorquidia): AUA guideline (Guía de la Asociación Estadounidense de Urología). Lanthicum, Md.: American Urological Association (Asociación Estadounidense de Urología). https://www.auanet.org/education/guidelines/cryptorchidism.cfm. Último acceso: 9 de febrero de 2016.
  5. Cooper CS, et al. Undescended testes (cryptorchidism) in children: Overview of management. (Testículos no descendidos (criptorquidia) en niños: información general sobre el tratamiento. http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 9 de febrero de 2016.
  6. Doherty GM, et al., eds. Pediatric surgery (Cirugía pediátrica). En: Diagnóstico actual y tratamiento: Cirugía. 14.ª ed. New York, N.Y.: The McGraw-Hill Companies; 2015. http://accessmedicine.com. Último acceso: 9 de febrero de 2016.