Terapia de reemplazo hormonal y tu corazón

¿Estás tomando — o considerando tomar — terapia hormonal para tratar síntomas menopáusicos molestos? Comprende los riesgos potenciales para tu corazón y si la terapia hormonal es adecuada para ti.

Escrito por personal de Mayo Clinic

La terapia de reemplazo hormonal a largo plazo solía prescribirse habitualmente a mujeres posmenopáusicas para aliviar los bochornos y otros síntomas de la menopausia. La terapia de reemplazo hormonal también se consideró para reducir el riesgo de enfermedades del corazón.

Antes de la menopausia, las mujeres tienen un menor riesgo de enfermedades del corazón que el que tienen los hombres. No obstante, a medida que las mujeres envejecen y a que sus niveles de estrógeno declinan después de la menopausia, el riesgo de padecer enfermedades del corazón incrementa. En las décadas de 1980 y 1990, los expertos recomendaron a las mujeres mayores que tomaran estrógeno y otras hormonas para mantener sus corazones sanos.

Sin embargo, la terapia de reemplazo hormonal — o la terapia hormonal menopáusica, como ahora se conoce — ha tenido resultados mixtos. Muchos de los beneficios que se esperaban no se realizaron en un gran número de mujeres. La prueba controlada y aleatoria más grande hasta la fecha encontró un pequeño incremento de enfermedades del corazón en las mujeres posmenopáusicas utilizando en forma combinada (tanto de estrógeno como de progestina) la terapia hormonal. Las mujeres que en este estudio utilizaron estrógeno solo, no tuvieron incremento de riesgo en enfermedades de corazón.

Otros estudios sugieren que la terapia hormonal, en especial la de estrógeno solo, puede no afectar — o incluso puede reducir — el riesgo de enfermedades del corazón cuando se toman en los primeros años posmenopáusicos. Sin embargo, puede ser confuso interpretar estos estudios en la práctica, ya que los resultados del estudio pueden ser afectados por muchos factores como las edades de los participantes del estudio, el tiempo transcurrido desde la menopausia y la duración del uso de la terapia hormonal. Continuar con la la investigación ayudará a los médicos a entender más claramente la relación entre la terapia hormonal menopáusica y las enfermedades del corazón.

Riesgos en perspectiva

Si estás pasando un mal momento debido a los síntomas de la menopausia, pero al mismo tiempo te preocupa cómo puede afectar tu corazón la terapia hormonal, consulta a tu médico para analizar tu riesgo personal de manera objetiva. Considera estos puntos:

  • El riesgo de enfermedades del corazón en determinadas mujeres que toman terapia hormonal es muy bajo. Si estás en el comienzo de la menopausia, tienes bochornos moderados o graves y otros síntomas menopáusicos, y estás sana por lo demás, probablemente la terapia hormonal supera cualquier riesgo potencial de una enfermedad del corazón.
  • Tu riesgo individual de desarrollar alguna enfermedad del corazón depende de muchos factores, incluyendo tu historial médico familiar y las prácticas en tu estilo de vida. Habla con tu médico sobre tus riesgos personales. Si estás en bajo riesgo de contraer una enfermedad del corazón, y tus síntomas menopáusicos son significativos, la terapia hormonal es una opción razonable.
  • El riesgo es diferente para las mujeres con menopausia prematura o con insuficiencia ovárica prematura. Si dejaste de menstruar antes de los 40 años (menopausia prematura) o perdiste la función normal de tus ovarios antes de esa edad (insuficiencia ovárica prematura), tienes un conjunto diferente de riesgos de la salud al corazón y vasos sanguíneos (cardiovasculares) en comparación con las mujeres que llegan a la menopausia cerca de la edad promedio de alrededor de 50 años. Esto incluye un mayor riesgo de cardiopatía coronaria. Si tienes insuficiencia ovárica prematura, es más probable que te prescriban terapia hormonal para protegerte contra enfermedades del corazón.

Los riesgos de la terapia hormonal para la menopausia pueden variar dependiendo de:

  • Si el estrógeno se administra solo o con una progestina
  • Tu edad actual y la edad en que llegaste a la menopausia
  • La dosis, el tipo de estrógeno y la vía o modo en que la tomes (oral, transdérmica, transvaginal)
  • Otros riesgos para la salud, como tu historial médico familiar y los riesgos de cáncer

¿Quiénes no deben tomar terapia hormonal?

Si ya has tenido un ataque al corazón, la terapia hormonal para la menopausia no es para ti. Si tienes una enfermedad del corazón o un historial de coágulos sanguíneos, los riesgos de la terapia hormonal han mostrado con claridad ser mayores a cualquier beneficio potencial.

July 09, 2015 See more In-depth