La enfermedad de Legg-Calvé-Perthes aparece cuando hay muy poca irrigación sanguínea en la parte de la articulación de la cadera que tiene forma esférica (cabeza del fémur). Sin suficiente irrigación sanguínea, este hueso se vuelve inestable y puede quebrarse con facilidad y cicatrizar mal. Todavía se desconoce la causa oculta de la reducción temporal del flujo sanguíneo en la cabeza del fémur.

May 30, 2014