Insomnio y otros trastornos

El insomnio está asociado con varios trastornos de la salud física y mental. La falta continua de sueño aumenta el riesgo de tener problemas de salud, como presión arterial alta, una enfermedad cardíaca, diabetes y dolor crónico. Algunos medicamentos, entre ellos algunos de venta libre, también pueden contribuir a generar el insomnio.

Si tienes un trastorno o si consumes un medicamento que se ha vinculado con el insomnio, habla con el médico acerca de cuál es la mejor forma de tratarlo o de usarlo y sobre los trastornos del sueño. Es poco probable que el insomnio mejore sin tratamiento.

Cómo obtener ayuda

Existen muy pocos especialistas certificados en medicina conductual del sueño, y es posible que no vivas cerca de uno de ellos. Probablemente tengas que investigar un poco para encontrar a un médico capacitado y un programa y tipo de tratamiento que se adapten a tus necesidades. A continuación te ofrecemos algunos lugares donde puedes buscar:

  • El sitio web de American Academy of Sleep Medicine (Academia Estadounidense de Medicina del Sueño) te permite buscar centros del sueño certificados, como el Centro de Medicina del Sueño de Mayo Clinic.
  • El sitio web de la Society of Behavioral Sleep Medicine (Sociedad de Medicina Conductual del Sueño) ofrece un directorio para buscar proveedores de medicina conductual del sueño.

El tipo de tratamiento y la frecuencia de las sesiones pueden variar. Es posible que necesites apenas dos sesiones, o tanto como ocho o más, dependiendo del experto en sueño, el programa y tu avance.

Cuando llames para programar una consulta, pregúntale al médico sobre su enfoque y qué debes esperar. Además, verifica con anticipación si tu seguro médico cubrirá el tipo de tratamiento que necesitas.

En caso de que hubiera uno en tu zona, reúnete con un especialista en medicina del sueño en persona para tus sesiones. Sin embargo, las consultas telefónicas, CD, libros o sitios web sobre terapia cognitiva conductual e insomnio también pueden ser beneficiosos.

¿Quiénes pueden beneficiarse de la terapia cognitiva conductual para el insomnio?

La terapia cognitiva conductual para el insomnio puede ser beneficiosa para prácticamente cualquier persona que sufra insomnio. La terapia cognitiva conductual para el insomnio puede ayudar a las personas que sufren insomnio y a las personas con problemas físicos, como dolor crónico o trastornos mentales, como depresión y ansiedad. Lo que es mejor, los efectos parecen ser duraderos. Y no hay evidencia de que la terapia cognitiva conductual para el insomnio tenga efectos secundarios negativos.

La terapia cognitiva conductual para el insomnio requiere la práctica constante, y algunos enfoques pueden hacer que al principio duermas menos. Pero si no desistes, lo más probable es que consigas resultados duraderos.

Sept. 28, 2016 See more In-depth