Tomar bebidas con cafeína puede causar que tu presión suba de golpe y temporariamente. Si tienes razones para preocuparte sobre el efecto de la cafeína en tu presión, intenta limitar la cantidad de cafeína que tomas a 200 miligramos por día — aproximadamente la misma cantidad que hay en dos tazas de 12 onzas (355 mililitros) de café. Evita consumir cafeína antes de las actividades que naturalmente aumentan tu presión, como el ejercicio o el trabajo físico duro.

June 16, 2015