El síndrome de Ehlers-Danlos es un conjunto de trastornos que afectan el tejido conjuntivo (principalmente la piel, las articulaciones y las paredes de los vasos sanguíneos). El tejido conjuntivo es una mezcla compleja de proteínas y otras sustancias que aportan fuerza y elasticidad a las estructuras que sostienen el cuerpo.

Las personas con el síndrome de Ehlers-Danlos, por lo general, tienen piel frágil y articulaciones excesivamente flexibles y elásticas. Esto puede convertirse en un problema si sufres una herida que necesita sutura, porque, con frecuencia, la piel no es lo suficientemente fuerte para sostenerla.

Una forma más grave del trastorno se conoce como síndrome de Ehlers-Danlos vascular y puede provocar la rotura de las paredes de los vasos sanguíneos, los intestinos o el útero. Si tienes en síndrome de Ehlers-Danlos vascular, deberías consultar con un asesor en genética antes de comenzar una familia.

Aug. 20, 2015