No existe cura para el resfriado común. Pero si estás enfermo, la sopa de pollo puede ayudar a que te sientas mejor. Los líquidos calientes como la sopa de pollo, el té, o el jugo de manzana tibio ayudan a que se acelere el movimiento del mucus a través de la nariz. Esto alivia la congestión y limita la cantidad de tiempo que los virus están en contacto con la mucosa nasal. Además, la sopa y otros líquidos ayudan a prevenir la deshidratación.

March 02, 2016