Puedes ocultar la ostomía

Para ti, la bolsa de ostomía que tienes es muy obvia. Cuando te miras en el espejo, notas la bolsa debajo de la ropa. Tal vez pienses que cada gorgoteo y cada ruido que viene de tu estoma es fuerte y que todos en la habitación lo oyen.

La mayoría de la gente no se dará cuenta de tu ostomía a menos que se lo digas. A medida que te acostumbres a la ostomía, descubrirás consejos y trucos para mantener la bolsa oculta y reducir al mínimo los ruidos. A continuación te damos algunas ideas para comenzar:

  • Vacía la bolsa de ostomía cuando llegue a un tercio de su capacidad. De esa manera, no se abultará debajo de la ropa.
  • Trabaja con la enfermera de ostomías para encontrar el sistema de bolsa de ostomías más adecuado para ti.
  • Si te preocupa el olor al vaciar la bolsa de ostomía, pregunta a la enfermera de ostomías o ve a la tienda de suministros médicos para comprar desodorantes de bolsa o aerosoles de ambiente para reducir el olor al mínimo.

Pide la opinión de un amigo cercano o de un ser querido en quienes confíes sobre si tu bolsa de ostomía es visible debajo de la ropa o si los sonidos que hace el estoma son tan fuertes como piensas que son. El cuerpo de todo el mundo hace ruidos y produce olores de vez en cuando. Si bien puede ser vergonzoso, no dejes que el miedo a lo que podría salir mal te impida llevar una vida normal.

Si te practican una ostomía, puedes vestirte como quieras

Si te practican una ostomía, no hay ningún tipo de ropa que no puedas usar. Sin embargo, el contorno corporal individual y la ubicación del estoma pueden hacer que algunas prendas te resulten menos cómodas. Por ejemplo, las pretinas o los cinturones ajustados pueden sentirse restrictivos sobre el estoma. Sé abierto a experimentar con diferentes estilos de ropa.

Pero no dejes que la ostomía te impida usar ropas ajustadas o incluso un traje de baño. Busca trajes de baños aptos para la ostomía, que se pueden encontrar en cualquier tienda minorista especializada.

Puedes ir adonde quieras si te practican una ostomía

Tendrás que planificar un poco más antes de viajar, pero una ostomía no tiene por qué impedirte viajar. Si viajas en avión, lleva suministros de ostomía adicionales y empácalos en tu bolso de mano y en la maleta que despaches.

Considera la posibilidad de llevar una declaración de tu médico acerca de la ostomía. Esta nota puede explicar por qué tienes la ostomía; muéstrala a los guardias de seguridad del aeropuerto para que respeten tu privacidad al palparte.

Puedes tener sexo y relaciones íntimas si te practican una ostomía

Necesitarás tiempo de recuperación después de la cirugía. Y según el tipo de cirugía de ostomía que te practiquen, es probable que padezcas temporalmente algún efecto secundario sexual, como disfunción eréctil o sequedad vaginal. Pero la intimidad sexual puede continuar después de una ostomía.

Si te sientes menos atractivo por la ostomía, vuelve a las relaciones íntimas lentamente. Quizás no estés listo para tener relaciones sexuales de inmediato. Habla sobre esto con tu pareja. Sugiere comenzar con el contacto y los besos. Tu pareja puede ayudarte a que te sientas más cómodo y convencerte de que sigues siendo atractivo, incluso con la ostomía.

Antes de una relación íntima, toma medidas para sentirte más seguro de ti mismo. Vacía y limpia la bolsa de ostomía. Comprueba el cierre para asegurarte de que esté hermético. Usa una bolsa opaca o prueba a taparla con una funda. En tiendas especializadas, puedes conseguir prendas íntimas y fajas diseñadas para ocultar la bolsa o mantenerla en su sitio. Consulta con la enfermera de ostomías acerca de las compañías que venden estos productos.

Algunos aspectos del sexo pueden cambiar después de una ostomía. Podrías descubrir que algunas posiciones sexuales ejercen presión sobre la ostomía y te incomodan. Experimenta con nuevas posiciones, como recostarte de lado.

A menudo, a las personas que tienen una ostomía y que tienen citas les preocupa en qué momento hablar de la ostomía con sus nuevos compañeros. Eso depende de ti. Algunas personas se sienten más cómodas al revelarlo de inmediato, mientras que otros quieren llegar a conocer bien a la posible pareja y confiar en ella. Haz lo que sientas adecuado para ti. Ten en cuenta que existe la posibilidad de que te rechacen, y dale a tu nueva pareja el tiempo para contemplar lo que significa una ostomía para la relación. Responde a las preguntas de manera abierta y sincera.

Habla con otras personas que tengan ostomías

Comunícate con otras personas que tengan una ostomía; a veces se refieren a sí mismas como «ostomizados». Ya sea que se trate de un grupo de apoyo en tu comunidad o en línea, obtener consejo de personas que han pasado por esto es una buena manera de aumentar tu confianza. Puedes hacer preguntas que podrían darte vergüenza de preguntar al médico o al personal de enfermería. Y puedes obtener consejos que te ayuden a adaptarte a la vida con una ostomía.

Aug. 21, 2014 See more In-depth