Cuando te sientes abrumado o estresado, tómate un momento para aclarar tu mente. Unos estiramientos suaves o una caminata enérgica podrían ayudarte a liberar la tensión y a renovar la energía. También puedes tomar unas vacaciones mentales. Imagínate en un lugar relajado y tranquilo. También puede ayudar que cambies de ambiente físicamente cuando sea posible. Unas vacaciones o incluso un viaje de fin de semana pueden ayudarte a encontrar una nueva perspectiva.

June 15, 2013