El albinismo comprende un grupo de trastornos hereditarios que se caracterizan por poca producción o la falta de producción del pigmento melanina. El tipo y la cantidad de melanina que el cuerpo produce determinan el color de la piel, el cabello y los ojos. La mayoría de las personas con albinismo son sensibles a la exposición solar y tienen mayor riesgo de padecer cáncer de piel.

Aunque no existe cura para el albinismo, las personas con este trastorno pueden tomar medidas para proteger la piel y maximizar la visión. Algunas personas con albinismo se sienten socialmente aisladas y sufren discriminación.

April 19, 2014